Skip to content

Narrow screen resolution Wide screen resolution Increase font size Decrease font size Default font size green color default color orange color
Inicio arrow Editorial arrow Entrevista a Jose Matamala García
Entrevista a Jose Matamala García PDF Imprimir E-Mail
Escrito por Tertulias Indalinas   
lunes, 24 de septiembre de 2007

 

Estimados amigos/as: 

Esta semana, en nuestro recién inaugurado espacio “TERTULIAS INDALIANAS” nos entrevistamos con Jose Javier Matamala García, que es el creador y co-gestor del portal virtual almeriense ALMEDIAM. Conozco a Jose Javier desde hace ya varios años a nivel muy personal y en momentos conflictivos y muy delicados, en los que hubieron múltiples decisiones difíciles de tomar y en igualmente difíciles momentos; por ello sólo puedo decir de JJ Matamala que es una persona leal para con sus valores hasta la últimas consecuencias, incansable, coherente e innovador… pero si hay una expresión que le describa, aparte de la de “amigo de sus amigos” es la de “persona comprometida hasta la saciedad”….  Esta entrevista con él resulta textualmente más amplia que lo que en principio pretende este nuevo espacio “TERTULIAS INDALIANAS” … pero dada la complejidad de los temas aquí abordados, le pedí personalmente a Jose Javier que se explayara a su gusto a fin de desgranar despacito, gajo a gajo... el panorama social y medio-ambiental almeriense actual, desde la óptica clara y diáfana que le permite su dilatada experiencia lidiando en estas plazas como Agente de Medio Ambiente y como divulgador científico, medio-ambiental y social… y que lo hiciera de forma amena y sencilla, como no me cabe la menor duda que finalmente ha conseguido.  

·          Cualquier error léxico o retórico que pudiera inducir a una equivocada interpretación de alguno de los datos aportados, es exclusivamente responsabilidad de este editorial y por ende, del entrevistador…  

Hola, Jose Javier:  Nos gustaría antes de entrar en lo que es la PLATAFORMA DE COMUNICACIÓN AMBIENTAL “ALMEDIAM”  saber un poco quién eres, tu afán y compromiso con el medio natural y etnológico y con todo lo que significa ALMERÍA en general. 

Eso de autodefinirse es complicado; si tuviera que hacerlo diría que soy un ciudadano comprometido abiertamente con el Mundo, por vocación… y con Almería, por convicción; en la que llevo viviendo desde los 10 años de edad. Nací en 1963 al otro lado del Estrecho, concretamente en una ciudad costera tremendamente cosmopolita y atractiva, además de mucho más húmeda que Almería, como es Tánger, al Norte de Marruecos. Este fue quizá uno de los aspectos ambientales, paisajísticos y antropológicos que más me impactaron al llegar a nuestros secarrales litorales de los que pronto me enamoré. 

Entre las memorias de mi infancia tangerina aún recuerdo en mi pituitaria el olor de los óleos de mi madre o los productos de revelado fotográfico de mi hermano Manuel; a un hombre con arrugas en las sienes –mi padre-, como resultado de una sonrisa casi permanente, que algunas veces se recogía en su despacho para escribir con pluma sus relatos y pensamientos, y que nos “imponía” salidas a campos y a playas vírgenes, casi como un rito, donde era el compañero de aventuras y desventuras del mayor de mis hermanos, Miguel… con quien tanto quería.... La presencia siempre de una de aquellas antiguas máquinas de “ocho milímetros” que se cargaban dándole cuerda, así como de una antigua “Voiglander” y de cientos de diapositivas que nos reuníamos ansiosos para ver una a una, cuando la “tele” ovalada aún era motivo también de reunión ante un panorama gris, donde todos sobrevivimos. 

En Almería nacieron mis ancestros, por parte materna, y en estas tierras encontré a mi compañera de viaje y ví nacer a mi hija. Recuerdo algunas de las historias que me comentaban mi madre y abuelos sobre la Almería de finales del XIX y principios del XX, que ellas y ellos conocieron personalmente.  Desde muy joven, siendo apenas un crío me involucré en los incipientes movimientos sociales por la conservación y protección de nuestro territorio, habiendo tenido el honor de conocer a personas como Antonio Cano –uno de los pioneros de la fotografía y del conservacionismo en España-, a maestros –Colegio Europa- y profesores de bachillerato –Instituto Alhadra- en los que siempre encontré amigos en los campos de las ciencias de la naturaleza, la fotografía y las artes, y a los que no nombro por no dejar a ninguno en el tintero. En 1976 ese grupo de “profes” y alumnos interesados formamos la Coordinadora Almeriense para la Defensa de la Naturaleza –CODENA- que, aunque duró poco, estuvo constituida por un variopinto grupo de personas que en la actualidad, siguen destacando en el campo de la docencia, la ciencia, el arte e incluso de la política.

Pertenezco a las generaciones que estrenaron el “CUA” –Colegio Universitario de Almería, dependiente de la Universidad de Granada- donde pronto me decanté por lo poquito que entonces se podía estudiar en estos lares sobre ciencias.  Cuando oigo críticas sobre la oferta actual de la UAL, sólo recuerdo que ojalá –Dios lo quiera en árabe- hubiéramos tenido entonces la oportunidad que actualmente se les ofertan a nuestras chavalas y chavales, dentro de una Almería totalmente diferente a la que conocí en 1973. Comencé a trabajar de muy joven, aunque abandoné varias opciones mucho más interesantes, desde el punto de vista crematístico, por echar una mano en la creación y consolidación de la entonces Agencia de Medio Ambiente, entendiendo que lo poco que conocía podría servir para lo que entonces se gestaba.  Veinte años después continúo siendo un trabajador de la Junta de Andalucía. 

La experiencia familiar, la educativa, la laboral, la que te han dado cada una de las personas que han estado contigo en un momento del tiempo y del espacio concreto, son base de lo que actualmente eres. Quizá por eso aún me encante observar nuestro entorno, estudiarlo, fotografiarlo o dibujarlo –cada vez menos por falta de tiempo-, investigarlo y sobre todo, divulgarlo, una labor más compleja de lo que muchos creen porque parte del conocimiento científico previo y de la capacidad de transmitir con palabras llanas temas muy áridos en ocasiones, resaltando con rigor lo realmente destacable. 

¿Qué es Almediam y como nace?.... ¿Cuáles son su trayectoria y fundamentos básicos?. 

Almediam corresponde a las iniciales de un portal de Internet, llamado Almería Medio Ambiente, que comenzó a tener presencia en la Red en noviembre de 2002. Los objetivos iniciales –que aún perduran- consistían en aglutinar un gran número de publicaciones e imágenes almerienses, tremendamente atomizadas y que comenzaban a tener el valor de simples elementos decorativos en estantes llenos de polvo. La intención fue ponerlos de nuevo en valor para que todas y todos los interesados por este lugar del Sudeste peninsular tuvieran una forma fácil de acceder a multitud de textos, muchos de ellos agotados ya en las librerías, de difícil consulta en las bibliotecas o, simplemente, inéditos. Recopilar toda esta información, pedir las correspondientes autorizaciones de los autores, digitalizarla y “que todo funcione adecuadamente” ha supuesto –y supone- muchísimas horas de esfuerzo y  de trabajo dedicadas a una obra casi de “arqueología literaria”. 

Los temas que contempla Almediam van desde las ciencias de la naturaleza a estudios prehistóricos, pasando por la etnografía o las ciencias de la salud, entendiendo que para tener conocimiento de cual es la idiosincrasia de un pueblo es necesario conocer todos estos elementos que, aunque parecen contrapuestos, corresponden a una misma realidad llamada cultura

Durante los últimos cinco años nos hemos abierto a más temas y roto una serie de fronteras que sólo el hombre mantiene. La problemática ambiental, aunque se parta de acciones locales y de pensamientos globales, es actualmente un elemento común al Planeta Azul. Ante situaciones reales como el calentamiento global, la destrucción de hábitats y especies, el expolio y degradación de mares y océanos, la persecución de tribus indígenas o el maltrato animal, Almediam es en la actualidad una de las Webs con información más actualizada sobre estos y otros problemas, donde siempre nos ha importado la opinión del lector que a la vez se convierte en colaborador y donde intentamos destacar aquellos elementos de la aldea global que nos afectan a todos. En este sentido, existen estrechos lazos con páginas hermanas en América Latina y nos honra haber sido visitados desde los cinco continentes, no dejando de ser una humilde página almeriense. 

Los fundamentos básicos son los mismos que se establecieron cuando se puso en marcha: constituir un boletín independiente de información ambiental y sin ánimo de lucro. 

Como gestor de dicha Plataforma desde la que se mantinen posiciones firmes y comprometidas frente a la degradación del territorio y la pérdida de valores sociales, patrimoniales y etnológicos ¿Cuáles son las lineas actuales más destacables en el ámbito de la dirección de la Plataforma?. 

En pocas palabras, la de hacer un llamamiento constante a las Administraciones competentes y a la ciudadanía en general de la abrumadora necesidad de aplicar fórmulas de Ordenación del Territorio, que no sólo queden expuestas en boletines oficiales como leyes, sino que tengan una repercusión inmediata sobre un entorno, como el almeriense, que se encuentra al borde del abismo y a punto de perder los valores a los que me haces referencia en esta cuestión. 

Por lo tanto, no se trata de establecer enésimos articulados legales sobre el tema –porque ya existen desde hace años, con recientes e importantes reformas e incorporaciones- , sino de aplicarlos de forma real y efectiva, explicándole a la ciudadanía el ¿por qué? de dichas acciones y manteniendo una transparencia administrativa inmaculada en todo este tipo de acciones. 

Personalmente nada de lo que resumo en estos dos párrafos he visto claramente hasta la fecha y el tiempo corre en contra… 

En la línea de la iniciativa social _y podríamos también decir que política_ seria y contundente que adoptáis desde Almediam ¿Cuáles son los mayores escollos que os encontráis en vuestra labor a niveles de gestión y divulgación?; entendemos que ha de resultar comprometido y serio adoptar posturas críticas y determinantes respecto a ciertos aspectos de la vida social y política de una provincia como Almería, que a principios de este Siglo XXI es lo más parecido a un polvorín. 

Almediam no es una página política, ni mantiene relaciones con partidos políticos. Si atendemos al sentido etimológico griego de la palabra política (“πολιτικός”), cualquier ciudadano de un país participa en política porque es parte integrante de un Estado donde o bien paga sus impuestos, o vota, u opina. Prefiero el uso del término “ecología social”, donde creo que sí se enmarcan mejor algunas de nuestras posiciones en este sentido. 

Evidentemente Almería, en la actualidad, remedando tus palabras es “un polvorín”, quizá lo más parecido a un “Far West” en pleno siglo XXI y ubicado al Sur de Europa… y evidentemente no me estoy refiriendo a los decorados del Desierto de Tabernas. Si sabemos que más del 16% del Producto Interior Bruto de España –según datos oficiales-, corresponden a la construcción, en una provincia que por su aislamiento del resto de la Península Ibérica permaneció durante décadas casi escondida ante desarrollismo a ultranza de los setenta, cuando estos “yacimientos de ladrillo se han agotado en el mediterráneo español”, representan un atractivo añadido para cualquier especulador inmobiliario y/o político sin escrúpulos. 

Los escándalos inmobiliarios del último lustro en Almería han dado la vuelta al mundo y son el ejemplo de lo que precisamente se predica y no se practica desde la Administración, como es ese rebuscado eufemismo del ecodesarrollo. El Estado español precisa con urgencia de una ley de financiación de partidos políticos y de la puesta en práctica de las tan cacareadas medidas de transparencia fiscal, así como una mayor y mejor actuación del Ministerio Fiscal en cuanto a delitos ambientales o contra el territorio; demorar estas situaciones durante más tiempo significa sentenciar a muerte los valores biogeográficos, etnográficos y culturales de Almería y de otras zonas. 

Afirmar con rotundidad estas y otras cuestiones, evidentemente, no sólo nos ha planteado escollos en el ámbito de nuestra labor divulgativa, sino auténticas cordilleras incluso en el ámbito laboral. Pero en ningún caso estamos dispuestos a que se silencie la opinión de las personas, tan sólo que se respete. 

La Plataforma Almediam sabemos que consta de un editor, responsabilidad que recae sobre tu persona… pero además de ti ¿qué otras organizaciones y personas forman parte de vuestro elenco de colaboradores y participantes?. 

En realidad somos dos editores: mi amigo y compañero de muchos años de trabajo conjunto Joaquín Aguilar y quien escribe estas letras. Pero además, como siempre manifiesto jamás podríamos habernos aproximado a lo que actualmente es Almediam sin contar con más de 130 personas, entre colaboradores y columnistas, que nos aportan sus textos, imágenes, comentarios y asesoramiento. Almediam es por lo tanto el resultado conjunto de esas personas, que mejor o peor, pero siempre con tremendo cariño hemos intentado coordinar. 

No existen otras organizaciones directamente vinculadas como partes formantes del Portal, sólo llevamos la página Web del Programa de Recuperación de Fauna Marina de Almería, por un antiguo compromiso con las personas que trabajan en este campo desde hace años.

Mantener una Plataforma Virtual con fines sociales es una labor costosa en tiempo y medios, tanto económicos como técnicos y materiales… ¿goza en este sentido Almediam de apoyo en alguno de los aspectos reseñados? ¿tal vez la ausencia de patrocinadores es el motor que realmente dota a la Plataforma de independencia absoluta y libertad de gestión y opinión hasta en los temas más controvertidos y estériles?. 

No contamos con ningún tipo de patrocinador público o privado, ni pretendemos tenerlo. Quizá la libertad de los medios se puede medir en base a su capacidad de crítica y autocrítica y, como cualquiera puede constatar, en una sociedad mediática tener capacidad de influencia sobre la opinión de las personas vale mucho dinero… y la mayoría se prestan a ello. 

Los gastos que originamos con el número de Kb/por segundo que transferimos es importante,  aunque el que más me preocupa es el de neuronas/por segundo y el tiempo que esta actividad te quita de tu tiempo libre, familia, amigos y aficiones. 

Háblanos un poco, si te parece a bien… de cual es en tu opinión la situación actual en Almería respecto a la conservación del medio natural, desde los humedales hasta la alta montaña, sin dejar atrás por supuesto el medio marino ¿hay realmente amenazas serias que pesen sobre los frágiles ecosistemas almerienses?... ¿se han llegado a presentar situaciones irreversibles respecto a la recuperación por ejemplo de ciertos humedales costeros? 

No sólo existen amenazas serias sino que, por definición, los ecosistemas áridos o subáridos, como el que caracteriza a gran parte de Almería, mantienen un grado de inestabilidad  y desertificación permanente siempre que entran en contacto con poblaciones humanas… y por estas tierras han pasado nuestros ancestros desde el Paleolítico. Un ejemplo ilustrativo fue el “siglo minero” almeriense. Durante el XIX y comienzos del XX se asolaron literalmente serranías completas como Gádor, Alhamilla, Almagro, Cabrera y gran parte de Los Filabres, en los hornos de fundición de galenas y piritas, lo que en conjunto representó más de 250.000 hectáreas de deforestación del bosque y matorral mediterráneo original. El último tercio del siglo XX se ha caracterizado por la extensión desordenada del cultivo bajo plástico –invernaderos que, además de los millones de toneladas de residuos originados –orgánicos e inorgánicos-, han situado a la mayor parte de los acuíferos litorales almerienses, por debajo de un 75% de su capacidad de recarga natural. El crecimiento poblacional y de uso agrícola de la zona litoral almeriense, así como la localización en Carboneras de una central térmica responsable del 16% de emisiones de “gases invernadero” en el ámbito andaluz,  ha provocado el drenaje por escorrentía superficial y emisarios marinos de toneladas de residuos orgánicos, lixiviados de pesticidas y plaguicidas, aguas residuales química y físicamente alteradas, provocando situaciones locales de eutrofización por riqueza extrema de elementos orgánicos, crecimiento anormal del plancton, alteración de plantas sensibles a estas situaciones como las fanerógamas marinas, concreciones anormales de secreciones de diatomeas – lo que nuestros pescadores conocen como “lipón”- y el aumento de otras especies pelágicas, como distintas especies de medusas atraídas ante este generoso caldo de cultivo y ante la desaparición de sus predadores naturales.

La última década ha estado jalonada de grandes agresiones sobre el territorio como los desmontes de la Loma de La Cañada en el Alquián que son los mayores conocidos dentro de la UE, en un área previamente declarada como Lugar de Interés Comunitario o la anegación de las Salinas de Guardias Viejas –actualmente urbanizadas-, uno de los humedales más importantes del mediterráneo andaluz.

Pese a la loable actuación de la Junta con la declaración de la Red Natural de Espacios Protegidos de Andalucía a finales de los ochenta, donde una parte nada desdeñable de estos y otros entornos, comienzan a gozar de un grado legal de protección , así como de personal formado para su conservación y protección, considero realmente que durante estos últimos 20 años no se ha llegado ha conseguir ni el 50% por lo que entonces se apostó, esto sin contar con los Lugares de Interés Comunitario que conformaran la Red Natura 2000 y de los cuales hemos perdido varios, mientras que otros están al borde de la extinción.

Uno de los espacios de moda es Cabo de Gata. Antes de realizar la más mínima crítica me consta que fue el intento válido de cuatro valientes –por ahora no diré sus nombres- los que han permitido que lo conozcamos tal y como está… pero al menos está… y esas personas saben si leen estas frases a quienes me refiero. Situación muy diferente es que con la capacidad, poder político y económico que ha mantenido y mantiene la Junta nos tengamos que enfrentar a proyectos urbanísticos en La Fabriquilla, Aguamarga, Isleta del Moro o El Algarrobico que además de ser un bochorno de los que hacen época, quienes han intervenido e intervienen bajo del “don del conocimiento” también lo están haciendo. Y todo esto está convirtiendo a una Reserva de la Biosfera en el hazmerreir de la comunidad científica internacional. Situación que creo no es injusta porque este espacio natural es único y porque sería una insensatez por parte de tal comunidad el achacarnos a todos los conocedores del espacio una falta de operatividad manifiesta que es responsabilidad de los políticos. Hecho el paréntesis, también ha crecido la superficie bajo plástico, continúa sin ponerse remedio a la pesca de arrastre y estamos asistiendo a la agonía de un humedal, como es la desembocadura de Rambla Morales, que mantiene a especies reproductoras amenazadas globalmente como malvasía cabeciblanca –Oxyura leucocephala-. Por último, y según mi criterio el nuevo PORN que lleva más de año y medio de aplazamiento, tras cotejarlo con las pretensiones de crecimiento urbanístico de ciertos promotores coincide metro por metro y, sintiéndolo mucho es algo que también debe de ser conocido, ante una administración que no ha hecho gala en estos últimos años de ningún tipo de transparencia, sobre la que existen diligencias judiciales abiertas y donde aún- y esto manda c…narices no se conoce la planimetría exacta de la ampliación de 1994, que está sirviendo a empresarios y políticos sin escrúpulos en Carboneras a vender  antes de recalificar, o lo que es lo mismo, a hacer auténticas fortunas sin mover un solo ladrillo. Para finalizar con este espacio ¡no se pueden estar dando licencias de ampliación a piscifactorías situadas sobre fanerógamas marinas protegidas! Es cierto que contamos con una franja litoral protegida única en el Mediterráneo, pero este no puede ser el único argumento ante lo que se nos viene encima.

El Karst en Yesos de Sorbas está en peligro y la Junta conoce esta situación desde hace años a través del Dr. Calaforra y otros amigos de descolgarse por esas preciosa y únicas galerías. Aquí la actitud debe ser más contundente con las empresas explotadoras de la mayor masa de yeso conocida en Europa, porque el problema no sólo radica en la inadecuación de algunas de las actuales canteras, sino en algo esencial para cualquier sistema kárstico, como es la merma en su sistema natural de infiltración de agua.

Nuestras grandes serranías parece que mantienen políticas de conservación más razonables, aunque decir que la primera muestra del calentamiento global está en Filabres, me parece una pasada, cuando las especies que hace 50 años se emplearon no fueron las más adecuadas. Lo que personalmente me parece realmente escaso son las zonas de Filabres declaradas como LIC que se limitan a unos cuantos Calares –cimas- con muy pocos metros cuadrados. Creo que esta sierra que vertebra a Almería en dos cuencas hidrográficas, está tan henchida de valores etnográficos que merece la pena una apuesta más valiente.

En cuanto a los humedales entiendo que estamos llegando en muchos casos tarde y dudo que exista la posibilidad de reversibilidad. Los datos que aporto están contrastados y comprobados personalmente:

Albuferas de Adra. La Universidad de Granada me informa de los altos índices de eutrofización, contaminación por biocidas, colmatación del la Albufera Chica por desmontes realizados en su vertiente Norte y que vienen a parar a la Rambla de La Estanquera –el mayor nutriente superficial de la misma-, amenazando las poblaciones de ranitas meridionales, galápagos leprosos y fartet que viven en la zona.

Río Adra. “Encauzamientos” que constituyen auténticos atentados ecológicos y que están denunciados a la UE.

Cañada de Las Norias. Quizá porque tres personas la “bautizamos” con este nombre, la Junta suele intercambiarlo con el de Balsa del Sapo –topónimo que no elegimos porque parecía algo duro para los ornitólogos de la época; 1990-. Los ingenieros que presupuestaron y cobraron por el proyecto “medidas de evacuación de pluviales”, consistente en la disminución de la lámina de agua, fracasaron en su primer intento… no sé por cual pueden ir pero los euros me parece que se invirtieron mal. Aunque a “coscorrones” parece que la Junta entiende que el lugar donde anida la segunda población de malvasía y de garcilla cangrejera en la Península Ibérica merece sólo “insertarse” en el catálogo andaluz de humedales. Eutrofizada, contaminada y con presencia de carpas. Necesitaría de un plan de regeneración que, según mis cálculos, no llegará antes de su desaparición, al menos, del medio biótico.

Salinas de Cerrillos. Único lugar que conozco en el que se desafecta a una Vía Pecuaria, denominada Cañada Real de la Costa, para permitir una macro-urbanización que invade también el Paraje Natural de Punta Entinas-Sabinar. Hace unos tres años los propietarios vendieron el espacio de forma acorde con la Ley. En ningún caso Medio Ambiente mostró el más mínimo interés en comprarlas pese al derecho de tanteo y retracto. El actual propietario es un conocido promotor urbanístico.

Salinas de Cabo de Gata. Tras muchos años, están adecuadamente conservadas, aunque persiste la incomunicación entre Unión Salinera y Medio Ambiente a la hora de establecer medidas para compensar lo que nos cuesta que no se inunden los nidos  y charlar un rato distendidamente. En cualquier caso, la administración tiene que apoyar a esta empresa particular de todas las formas –dándole denominación de origen a la sal, promoviendo estudios sobre Artemia salina, etc.-… porque como cierren el negocio se nos van los flamencos de juerga a otro lado.

Salar de los Canos –Vera-. Saladar con poblaciones botánicas protegidas estrictamente por la UE, cuya destrucción está denunciada ante la misma. La Junta afirmó “dado que el medio está altamente degradado… y apareció Pilatos.

Salinas de Guardias Viejas- Pulpí. Ídem que la anterior, pero sin ni siquiera reconocimiento por parte de la Junta.

Desembocadura del Río Aguas. Creo que irremediablemente perdida.

Desembocadura del Río Antas. LIC en proceso de desaparición.

Desembocadura del Río Almanzora. Sin duda la más importante del levante almeriense, tanto por las comunidades vegetales –muy singulares-, como animales. Actualmente se practican sondeos en la misma para la obtención de agua para una futura desaladora.

También hemos asistido a la destrucción de Macenas, ante un proyecto inmobiliario de "golf-resort" que se alimenta de agua corriente, además de haber invadido áreas de dominio público y asolado comunidades del endemismo exclusivo almeriense limonium estevei, ante la total pasividad administrativa.

Por último, sólo recordar que las zonas sujetas al Convenio Ramsar – Albuferas de Adra, Punta Entinas y salinas de Cabo de Gata, si no me falla la memoria, están sujetas a la existencia de una especie de comité específico para su conservación y protección, con su responsable incluido… por acá nada de eso ha pasado.

¿Cuál es en tu opinión el papel que las diversas Administraciones Públicas están jugando en la preservación del medio natural en nuestra provincia? ¿priman los intereses privados sobre los intereses generales? ¿crees que Almería y su entorno físico caminan por la senda adecuada hacia la sostenibilidad que cada vez más se nos exige como aldeas a nivel global?.

Comienzo por lo último. Almería es la Capital Europea de la Biodiversidad, atendiendo al número de endemismos por unidad de superficie y a la diversidad de ecosistemas que acoge, desde los fondos de Posidonia oceanica, a las cumbres alpinas de Filabres, Gádor, Sierra Nevada o María, pasando por los “desiertos” del litoral almeriense o las más singulares cuevas en yeso del mundo. Además tenemos un auténtico festival antropológico, etnográfico y cultural sin parangón. Y eso hay que protegerlo y conservarlo a toda costa, y tengo el total convencimiento que si no se empieza ya, mañana estaremos hablando de otra cosa y de otra realidad muy diferente. 

Mi opinión ante la actuación de las Administraciones Públicas que tienen “cancha” en estos menesteres pues, sintiéndolo mucho, no puede ser otra que la de nefasta, comenzando por los Ayuntamientos, pasando por la Junta y acabando por el Gobierno central. No se puede dar opción a una parálisis administrativa tan alarmante como la que afecta a esta provincia. La Administración tiene que reaccionar, pero no con buenas intenciones, sino con hechos tangibles que todos los ciudadanos y ciudadanas podamos comprobar. 

No es que primen los intereses privados sobre los generales, es que quienes tienen que custodiar estos últimos no actúan como la situación lo requiere en estos momentos. No es el momento de realizar proyectos, sino de aplicar la amplia legislación que ya existe. No es el momento de diatribas, sino de actuación directa, de consenso político y si esto no se hace no se conseguirá nada.

¿Cuáles son en tu opinión las vías alternativas hacia las que habrían de encauzarse las diversas políticas en el ámbito de la conservación ambiental a fin de que desarrollo social y preservación del medio pueden caminar de la mano?. 

Creo que es necesario un cambio radical de actitud en las Administraciones Públicas con competencia en estos ámbitos. No se puede seguir vendiendo el medioambiente andaluz como una plataforma idílica…  para eso existen los escaparatistas –honrosa y bien pagada profesión-. Dicho de otra forma el Medio Ambiente andaluz no puede ser un escaparate inmaculado, sino una punta de lanza y referente de cualquier político o política que se estime a si mismo. La Democracia –en mayúsculas- se escribe con la participación ciudadana, no sólo cuando tienes el derecho de votar, sino en el día a día, en lo cotidianoy hasta ésto último no hemos llegado a evolucionar adecuadamente; creo que es el momento de pedir responsabilidades a aquellos que nos gobiernan, para que lo hagan mejor y para que dejen de jugar en estos términos con la población andaluza. 

Como gestor de esta PLATAFORMA DE DIVULGACION CRÍTICA para con Almería… ¿qué mensajes tienes que enviarnos a los almerienses en general o a nuestros visitantes? ¿a nuestros empresarios y políticos? ¿a nuestra juventud y a nuestros mayores? ¿a nuestro medio rural y al sobredimensionado medio urbano?.... ¿ES REALMENTE POSIBLE CAMBIAR LA DIRECCION en las políticas públicas que tanto están agostando nuestra bio-geodiversidad en aras de un urbanismo salvaje “cueste lo que cueste”?. 

Suelo afirmar que no existe más bella lucha que aquella que se emprende contra lo irremediable. Me encantaría dedicar todo el tiempo que dedico en apostar por nuevas fórmulas –“criticar”- en disfrutar de lo que aún nos queda. Pero si al principio de esta entrevista me autodefinía como ser humano comprometido con el mundo, creo que debo ser consecuente con mis propios principios. Considero que apostar por Almería en su vertiente medioambiental es apostar por muchas cosas más que quedan englobadas en esta palabra. 

Sobre empresarios y políticos creo haber dado mi opinión. Todos estupendos hasta que demuestren lo contrario. De nuestros jóvenes depende hoy y mañana, y de nuestros mayores lo mismo, aunque con mayor experiencia. Creo sinceramente que existe un gran vacío ideológico en la mayoría de nuestra juventud, donde quizá los responsables somos nosotros mismos. Cuando leo o veo a los políticos enfrentarse por “el botellón” o por una asignatura que enseña o deja de enseñar deberes cívicos, de veras que entiendo como es tan fácil distraer la atención sobre lo realmente importante, cobrar un sueldo y vivir de la demagogia populista. 

Cambiar las políticas siempre es posible, lo realmente difícil es apostar por la ética. Sin este principio básico cualquier cambio es realmente complicado.

Para finalizar nos gustaría dar a conocer AMBIENTES MEDITERRANEOS, libro publicado recientemente por el INSTITUTO DE ESTUDIOS ALMERIENSES (2007) y coordinado por el Dr. Mariano Paracuellos;  interesante y loable trabajo del que nos consta que eres co-autor y/o colaborador. 

Desconozco si el IEA lo ha publicado ya. Pero como autor de una de las ponencias marco del mismo os lo reenvío a todas y a todos, sabiendo que es un trabajo de divulgación científica sobre temas ambientales de Almería, esperando que no os aburra y que cada uno saque sus propias conclusiones que, en definitiva, son las que nos hacen mantenernos en pie.  

http://www.almediam.org/PDF/ambientes%20mediterraneos%20almeria.pdf 

www.almediam.org 

    

-------------------------------------------------------------------------------------------- 

Jesús M. Contreras 

Indalo de Oz - TEYC 

Telf. +34 626260641 

Territorio, Etnografía y Ciencia 

"Desde Almería... Una puerta al Mundo" 

www.indalodeoz.com 

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra los robots de spam, necesita tener Javascript activado para poder verla          Esta dirección de correo electrónico está protegida contra los robots de spam, necesita tener Javascript activado para poder verla  

      

       EL ZOCO       LOS COLORES DEL CABO      

                                    

   

         

     

            

    

24/IX/2007

 
< Anterior   Siguiente >
Top